La posverdad

*Foto cortesía de Entreparentesis.org

A través del tiempo se han experimentado diferentes cambios estructurales que han
permitido un avance sistemático para la manipulación de las masas por parte de aquellos
que mandan en las diferentes sociedades, con el fin de obtener beneficios y superioridad
o mejor aún avanzar en el poder permitiendo que sea estable y duradero.

La masificación de creencias e ideologías hace que la población vulnerable de la
sociedad se dejen convencer fácilmente de aquellos que solo buscan beneficios propios,
no solo los políticos con sus promesas en campañas electorales o los medios de
comunicación con la agenda mediática que realizan día a día para hablar únicamente de
lo que debe ser contado para beneficiar a algunos; o las agencias publicitarias que por
medio de un producto pretenden vendernos emociones o calidades de vida.

Son diferentes tipos de manipulación los que se han convertido en un accesorio más de
la rutina diaria de cada ser humano, lo hemos adaptado a nuestra cotidianidad que es
difícil desprenderse de ello o diferenciar que es benéfico, verídico o productivo.
La búsqueda de poder y de avances en la adquisición de beneficios hace que se creen
diversas estrategias que permitan que la mentira se convierta en verdad absoluta o que
las mentiras sigan siendo mentiras, pero con un nivel de veracidad implementado por
quien las dice generando confianza, estos métodos los he clasificado en formas de
manipulación en tres ámbitos: Mediático, publicitario y político.

  • Mediático:

    Los medios de comunicación son el puente informativo y de entretenimiento, que nos
    permite tener un amplio conocimiento referente a los diferentes actos noticiosos que
    ocurren día a día en el país, por medio de la radio, la prensa y en especial la televisión
    podemos encontrar una información amplia e inmediata de los hechos relevantes en el
    espectáculo, en la política, la economía, los deportes, entre otros temas que son del
    interés de la comunidad.

    Sin embargo no todo lo que se cuenta es totalmente cierto o merece la relevancia que los
    medios le imponen, esto se debe a que la verdad en su máxima expresión no debe ser
    contada puesto que puede perjudicar a ciertos grupos sociales, por tal razón se buscan
    noticias que impresionen y distraigan para así ocultar el error de otros, la denominada
    cortina de humo.

    Puede decirse que para ocultar de manera discreta las acciones corruptas de ciertos
    grupos prestigios que ocasionaría escándalo, se buscan noticias de entretenimiento o
    deportivas que ayuden a cambiar la perspectiva y el foco de atención, haciendo
    relevante aquello que es poco importante y eliminando del “chip” aquello que realmente
    genera afecciones. Lamentablemente, son situaciones que se presentan repetidas veces
    en nuestro país, luego de enfocar la atención en datos o cifras dispendiosas se conoce el
    problema ya cuando no hay solución alguna.

Te puede interesar: La masturbación femenina, deja de ser un Tabú

Foto cortesía de Sercorriente.blogspot
  • Publicitario

    Para tratar la manipulación que la publicidad brinda en la mentalidad de cada persona,
    se representara por medio de la venta de los productos de belleza que hacen que se caiga
    en un prototipo de mujer, para encajar en la sociedad de las medidas y la belleza
    perfecta.

    Durante la transmisión de programas con un alto rating televisivo, se muestran diversas
    campañas publicitarias donde venden diferentes productos que en ocasiones no se
    requieren pero convencen de que hace falta para continuar la vida. Crean una necesidad
    que a su vez con lleva a un consumo excesivo al pasar el tiempo.

    En el caso de los productos de belleza son vendidos con la imagen de una mujer esbelta,
    con piel perfecta mencionando que si usa dicho producto la belleza resaltará y esa idea
    es vendida a la perfección, pues cada día somos más mujeres las que decidimos usar
    ciertos productos que afectan nuestra piel única y exclusivamente por vernos perfectas
    unas horas.

    Este tipo de publicidades para la belleza no solo son brindadas para las adolescentes o
    mujeres adultas, estos estereotipos se han permeado completamente en algunas
    publicidades infantiles, donde implícitamente venden la idea a una niña de que debe
    entender que para ser bella debe maquillarse por medio de juguetes llamados “Kit de
    maquillaje para niñas”, además se complementa con la idea de que no es toxico para la
    piel, no obstante esta ideología de marketing hace que desde muy pequeñas las mujeres
    nos acomodemos a estándares y busquemos cambios constantes para vernos perfectas.
Foto cortesía de Marketingdirecto.com
  • Político

    La manipulación política se ve en cada uno de los ámbitos sociales teniendo en cuenta
    que al ser un estado democrático debemos tener mandatarios que guíen nuestro pasos
    para así llegar a un avance, pero no todos están en esa sintonía hay quienes piensan
    única y exclusivamente en lucrarse y obtener beneficios propios y de sus allegados sin
    importar las afecciones sociales, económicas o culturales que esto pueda generar.

    Algunos políticos en campaña niegan ser corruptos o desleales pero llegan al poder y se
    les olvida que está allí para servir a todo un pueblo no a una parte pequeña de este. No
    obstante la manipulación se evidencia en su mayoría en el caso de las campañas
    electorales teniendo en cuenta que un candidato inicia su maniobra para ser elegido,
    empieza un proceso de convencimiento por conveniencia de tal forma que se acerca a la
    población realizando diversas promesas que le permitirá a la sociedad un avance en las
    diferentes falencias que presenta para así ganar su confianza y de esta forma obtener el
    voto, pero hay otros que ofrecen alimentación a una pequeña parte de la sociedad para
    llegar al mismo fin, ganar la candidatura y obtener superación, prestigio y beneficios
    económicos, políticos y hasta culturales.

Te puede interesar: Colombia: El país de los carteles

Foto cortesía de Kaosenlared

La pos verdad no es un avance social es más bien un retroceso, pues cada día se
manipula más las noticias que debe o no salir al aire y esto lo define las personas más
importantes del país; cada día se nos convence de las decisiones que se deben de tomar

por medio de publicidad, charlas, discursos de personajes importantes en la historia del
país que influyen en cada uno de los actos de la sociedad. El convencimiento y las
formas de realizarlo permean completamente la cotidianidad.

La inmediatez con la que se vive hoy en día por las redes sociales o la internet hace que
se dificulte diferenciar entre lo que es ciertos o importante, contra lo que es mentira y
distracción. Estamos en la era millenian donde todo es acelerado y el engaño es difícil
de percibir pero no imposible, por tal razón es ocasional que se presenten
manifestaciones en pro de la mujer, los animales, la educación o en contra de los abusos
policíacos o de precios en medios de transporte.

Entradas relacionadas

Un comentario sobre «La posverdad»

Deja tu comentario